Biomecánica y ortopedia

Servicios de biomecánica y ortopedia ofrecidos por nuestra clínica

Exploración y diagnóstico

El pie sirve para conectar el organismo con el medio que lo rodea. Es la base de sustentación del aparato locomotor y tiene la capacidad, gracias a su peculiar biomecánica, de convertirse en una estructura rígida o flexible en función de las necesidades para las que es requerido y las características del terreno en las que se mueve.

La exploración biomecánica consiste en buscar malformaciones y patologías en el miembro inferior, y sobretodo en el pie. Analizar y estudiar la forma de caminar para poder dar con un diagnóstico correcto y poner el tratamiento adecuado.

En la ortopedia del pie usamos dos tipos de tratamientos:

  • los soportes plantares (plantillas)
  • y las ortesis de silicona.

Soportes plantares personalizados

Con los soportes plantares buscamos compensar, amortiguar, estabilizar y corregir las diferentes patologías que nos encontremos en los estudios biomecánicos, dependiendo de cada persona.

En la clínica podológica de la Avenida Donostiarra realizamos varios tipos de soportes plantares (plantillas):

  • Para los niños hacemos soportes plantares (plantillas) para corregir cualquier patología que puedan existir durante sus etapas de desarrollo, como pies planos valgos, pies cavos etc.
  • Para las personas adultas buscamos compensar, estabilizar y equilibrar al pie para aliviar todos los problemas que tengan o prevenir los futuros (metatarsalgias, fascitis etc)
  • Para las personas mayores lo que buscamos es poder amortiguar y evitar las sobrecargas en el pie, especialmente a nivel metatarsiano.
  • También realizamos taloneras para espolones calcáneos, alzas ...

Ortesis de silicona

Dependiendo de las patologías y la edad de los pacientes, en la clínica podológica de la Avenida Donostiarra realizamos las ortesis de silicona para diferentes tratamientos y diferentes objetivos:

  • Correctoras: alineamos los dedos en garra, evitamos el roce entre cóndilos de las falanges (ojo de gallo), en los juanetes intentamos que no se formen o que vayan evolucionando.
  • Paleativas: lo que buscamos es evitar el roce o presiones de los dedos con el zapato para evitar posibles callos (helomas) o durezas (hiperqueratosis).